Actualidad

Findecocina: hoy Steak Tartare

Durante este 2010, en este humilde blog se publicaron durante los meses de verano una serie de post que se reunian bajo de denominación de Findecocina, es decir cocina para los fines de semana. La base de las propuestas culinarias era la utilización de la cocina como coaching, sobre todo para descargar tensiones. Después de llegar a tener el mail colapsado de vuestras demandas para una nueva receta antes de finalizar el año, me he decidido a satisfacer vuestras peticiones.

Hoy lo vamos a dedicar a una herramienta, que representa el culmen del coaching culinario: La picadora de carne. Pero no una piadora eléctrica y modernilla….no, no, no…me refiero a la picadora tradicional para así poder descargar en cada vuelta de émbolo esas energías, tensiones y ansiedad  que atesoramos. Dejemos a un lado el corte fino con un cuchillo cebollero, apliquémonos al top one, la picadora manual.

Esta herramienta nos será muy util para preparar un delicioso Steak Tartare. Mi relación con el Steak Tartare viene de lejos, se remonta a una buena talegada de años en las que tenía una menor cultuta culinaria, un menor conocimiento de idiomas y sobre todo estaba menos viajado. Una tarde de verano en Orleans, con pocos concocimientos del idioma traspirenaico y con un garçon sobre al chepa porque llevaba un buen rato sin decidirme delante de una carta todavía en francos, pedí Steak Tartar. Y claro me llegó lo que os imaginais, con cara de sorpresa no dije nada y pensé que si me gustaba el solomillo muy poco hecho, me tenía que gustar eso que no estaba nada hecho…más bien estaba crudo.

Lo más importante en un Steak Tartar es la carne, debe ser de una calidad excelente por ello mejor comprar una buena pieza de solomillo de ternera o buey (según gustos) y picarla manualmente nosotros mismos poco antes de la elaboración del plato. Picarla, con esa picadora manual y que en cada vuelta permite que nos acordemos de nuestro jefe, de nuestro subordinado, de compañeros, clientes, proveedores, bancos y de demás familia. Introduzcamos el solomillo cortado en trozos generosos por la bocana de la picadora y a cada vuelta de émbolo, vereis como os encontrais cerca del nirvana!!!

INGREDIENTES: Carne picada, sal, pimienta, zumo de limón, ajo y cebolla finamente picada y un huevo.

ELABORACIÓN: Mezclar todos los ingredientes en un bol y presentar moldedo y coronado por la yema de huevo. Importante y debido a que todos los ingredientes se consumen en crudo, que su elaboracíón se realice inmediatamente antes de su consumo.

Gracias y ya falta menos para el 2011 !!!